viernes, 22 de febrero de 2013

Olga Alba de Chica



Belleza, poesía, sentimiento, entusiasmo, ha plasmado esta excelsa pintora en sus creaciones vigorosas y fecundas de dedicación al arte, de culto a la naturaleza, de elevación del localismo y de afirmación autóctona de su pueblo. Nació en Filandia el 21 de agosto de 1921. Reside en Manizales desde 1954. Su pintura primitivista se ha expuesto en Washington, California, Maryland y Virginia (USA), Lima, Bruselas y Lovaina (Bélgica) y en Armenia (1975 y 1976), Manizales, Bogotá , Bucaramanga, Pereira, Montenegro, Duitama, Medellín, Cali, Palmira, Anserma, Salamina, Villamaría, Filandia. En 1976 fue representante por Colombia en el primer Festival internacional de arte al aire libre, celebrado en Washington; e invitada como segundo Jurado Anual de Arte Centro Femenino de la Universidad de California, en Santa Bárbara. En 1979, tercer Jurado Anual de Arte Centro Femenino de la misma universidad. En 1980, cuarto Jurado Anual de Arte del mismo centro y primer premio en tal evento; y seleccionadas por UNICEF dos de sus obras para las tarjetas de Navidad en beneficio de la niñez, para ingresar así a la serie de Pintores del Mundo que han contribuido con sus creaciones a tan importante organismo internacional, hecho que llena de orgullo a cualquier artista. En esta serie han participado Picasso, Dalí, Chagall, Feito, Dubuffet, entre otros. Sus imágenes primitivistas han sido los afiches del Día Internacional de la Mujer, de la Feria de Manizales y tarjeta de Navidad del Hospital Lorencita Villegas de Santos, con la espontaneidad y sencillez de su gran arte.
Niños, campesinos, el pesebre, cafetales, plazas de mercado, fondas, flores, riachuelos, pájaros, cometas, perros, son la inspiración de su pintura que se ha denominado Primitivismo, Naif, Nativismo, Arte Popular. Como bien se sabe, los pintores primitivistas son artistas innatos. Nuestra pintora confiesa que "pinto lo que siento. Si mi trabajo tiene alguna similitud con el de otros será pura coincidencia; detesto las imitaciones y los pasos en falso que a veces se dan tratando de plasmar candor infantil en algunos temas pictóricos. Pinto basada en mis propias ideas y conceptos de lo que he ido viviendo con el correr del tiempo y que son experiencias que han estado esperando a que las ponga sobre el lienzo. El público ha reaccionado favorablemente a mi trabajo. La mayoría de mis pinturas forman parte de colecciones privadas". Olga es maravillosamente fiel al hermoso axioma del crítico de arte, dibujante y sociólogo inglés Jonh Ruskin: "Arte bello es aquel en que la mano, la cabeza y el corazón marchan juntos".

Jaime Naranjo Orrego
Filandia, Quindío

Publicado en el diario La Crónica del Quindío
Armenia – 30/Oct/96

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada